jueves, 6 de diciembre de 2012

Alzheimer y Terapia Floral

Qué es el Alzheimer?

La enfermedad de Alzheimer es un desorden progresivo, degenerativo e irreversible del cerebro que causa la debilitación, la desorientación y una eventual  muerte intelectual. Su nombre proviene de Aloís Alzheimer, un neurólogo alemán que en 1907 describió los síntomas que presentaba una mujer de 48 años como graves problemas de memoria así como las características neuropatológica de la enfermedad de Alzheimer.

Aloís Alzheimer
La enfermedad comienza insidiosa, con debilidad, dolores de cabeza, vértigos, e insomnio suave. Irritabilidad y pérdida severa de memoria. Los pacientes se quejan amargamente de sus síntomas. La enfermedad se asocia ocasionalmente a un ataque apoplégico repentino seguido por hemiplegia. La pérdida progresiva de memoria y de la mente aparece más adelante, con los cambios repentinos del humor, fluctuando entre el euforia suave y el hypchondriasis exagerado; la enfermedad conduce al estupor y al comportamiento infantil. Las características se diferencian de pacientes con parálisis general, por un patrón organizado del comportamiento y por la capacidad general del razonamiento. (Dr. Alois Alzheimer)

Como pueden ayudarnos las Flores de Bach en el Alzheimer?


Las flores de Bach se utilizan para tratar estados emocionales partiendo de la idea de “tratar al individuo en vez de la enfermedad”, solucionar el problema emocional para resolver la enfermedad física.
Una de las aplicaciones más innovadoras es la toma de este remedio natural para paliar los efectos en enfermedades neurodegenerativas como el Alzheimer o el Parkinson.
Algunos psicólogos estos últimos años, trabajan con este tipo de remedios naturales con sus pacientes. Aseguran que pueden dar muy buen resultado si se toman cuando estas enfermedades se encuentran en una fase precoz, puesto que se revierte el proceso emocional cuando todavía no se ha transformado en un proceso físico, el verdadero motor del avance de estos trastornos.


Esta desconexión hace que fallen los mecanismos de adaptación de su entorno más inmediato y que tengan pérdidas de referencias espaciales, de ubicación y confusión, que provoca a menudo bloqueos.

Es importante empezar este tratamiento con Flores de Bach en el momento en que se produce esta confusión y estos bloqueos. Se trata de abrir nuevas redes antes de que el problema se convierta en neuronal.

Hay flores idóneas para aplicar esta terapia alternativa a este tipo de enfermedades neurodegenerativas, que ayudan al hecho que las emociones de tristeza provocadas por la pérdida de esta realidad pasada vayan mitigando y que se establezca una conexión con la realidad actual, puesto que el paciente vincula su realidad con la de sus seres queridos y vuelve a crearse su propio entorno.

Además de la medicina convencional y la Terapia Floral podemos aplicar una serie de normas a nuestra rutina que ayudarán a frenar el avance de la enfermedad como son :

► Hacer ejercicio todos los días. Tiene que oxigenar el organismo. la oxigenación de los tejidos aporta por su acción moduladora la mejora del sistema autoinmune
► Eliminar productos o fármacos que afecten negativamente la capacidad cognitiva: analgèsicos, antihistamínicos, ...
► Evitar utilizar todo producto que contenga aluminio o mercurio (intoxicación por metales pesados). Esto incluye la mayoría de los antíacidos, desodorantes, algunos maquillajes, pasta de dientes, champús anti caspa  ,lacas para el cabello, envases de aluminio,...
► Reducir estados de irritabilidad y agitación. Evite enfadarse.
► Obtener apoyo emocional y psicológico para quien sufre el problema.
► Realizar actividades que mantengan ocupadas las aptitudes intelectuales, cognitivas y psicomotrices. como por ejemplo hacer manualidades.
► Dormir suficiente es importante puesto que el organismo se autorrepara durante el sueño.
► Eliminar las grasas saturadas animales, azúcar blanco y harinas refinadas.
► Suprimir ingesta de alcohol
► Limitar al mínimo la ingesta de carne roja y queso curado.
► Evitar la comida basura.
► Sustituir la proteína animal por la vegetal
► Beber agua natural, unos 2 litros al día.
► Comer alimentos beneficiosos como frutas ricas en Vitamina C y otros antioxidantes especialmente las uvas, cerezas, limón, pomelos. Ajos, cebollas (contienen azufre que es muy beneficioso), cereales integrales, frutos secos, col , espárragos y zanahorias (vitamina I), nabos, naranjas (selenio) pimientos verdes y espinacas (Vitamina C) ,hortalizas de hojas verdes.

Cherry Plum - Ceracífera




“No consideréis la enfermedad, pensad solamente en cómo vive la vida el enfermo” Edward Bach.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada